El alcalde rinde homenaje a los trabajadores del transporte público colectivo de Alicante por su trabajo durante la pandemia

El alcalde de Alicante, Luis Barcala ha visitado las cocheras de Masatusa para agradecer a la plantilla del servicio público de transporte su trabajo para mantener plenamente operativo un servicio esencial para la ciudad y para los ciudadanos, que garantizado el acceso a los hospitales y a los lugares de trabajo desde el confinamiento y hasta la actualidad.

Barcala ha reconocido la capacidad de adaptación del servicio a cada situación, así como el compromiso de los trabajadores para poder prestar el servicio incluso en los momentos más complicados de la pandemia. El alcalde ha reclamado apoyo económico al Gobierno de España para paliar el déficit generado en el transporte urbano dependiente de los ayuntamientos, como ha hecho con las comunidades autónomas, y que en el caso del Alicante puede superar los cinco o seis millones de euros.

En la visita, el alcalde ha estado acompañado por el vicepresidente y consejero delegado del Grupo Vectalia, Antonio Arias, así como por el concejal de Transportes y Accesibilidad, Manuel Villar, junto a otros directivos de la empresa. Luis Barcala ha agradecido al comité de empresa, al cuerpo de inspectores y resto de empleados de la concesionaria su trabajo desde el confinamiento y hasta la actualidad y les ha trasladado “el aplauso de todas las alicantinas y alicantinos por mantener operativo este servicio esencial incluso en los momentos más duros de la pandemia y de mayor exposición personal”.

El alcalde ha precisado que lo principal es mantener operativo ese servicio esencial, aunque ha reconocido que hacerlo con bajas tasas de ocupación por las restricciones y el confinamiento ha generado un déficit que puede rondar los cinco o seis millones de euros. “Estamos a la espera de un real decreto del Gobierno para ver si vamos a contar con financiación para cubrir este déficit -como han hecho con las comunidades autónomas-, aunque sabemos que en caso de producirse no va a cubrir de lejos las cantidades que barajan los ayuntamientos”, ha señalado. El ejecutivo de Pedro Sánchez distribuyó 18 millones de euros entre las comunidades autónomas para cubrir necesidades de transporte público, olvidando a los ayuntamientos. “Estamos defendiendo que el Gobierno ayudas para sufragar lo que se nos exigió, que era mantener el transporte público a toda costa”, ha señalado.

Luis Barcala, junto a Antonio Arias, ha resaltado que “el transporte público en Alicante es seguro, ha sido durante el confinamiento y lo sigue siendo, pues hemos tomado todas las medidas de seguridad y protección necesarias, incluso antes de ser recomendadas o incluso de no ser obligatorias como la instalación de geles hidroalcohólicos, además de implementar el acceso por las puertas centrales y gratuidad del billete durante el confinamiento, limitación de asientos y espacio, mamparas para conductores, pago sin efectivo, desinfección diaria, entre otras acciones para poder mantener operativo con seguridad el transporte público como uno de los servicios esenciales”. “Todas estas medidas en el transporte público y en otros servicios municipales al igual que el esfuerzo de los servicios sanitarios, fuerzas de seguridad, servicios de limpieza y desinfección o establecimientos de alimentación, junto a la concienciación de los ciudadanos, han contribuido a que las cifras de contagio en la c

Antonio Arias ha agradecido la visita del alcalde y ha añadido que “han sido meses muy duros, con cambios continuos en los protocolos de protección que han obligado a tenerse que adaptar rápidamente a las nuevas circunstancias. Toda la plantilla de Masatusa ha demostrado profesionalidad y capacidad de adaptación, por lo que les damos las gracias”.

El vicepresidente del Grupo Vectalia, al que pertenece Masatusa, ha anunciado nuevas medidas de higienización de los autobuses, mediante la nebulización que empezará a realizarse de forma semanal en los más de 90 autobuses que componen la flota del transporte público colectivo municipal, los conocidos autobuses de color rojo. “Una tarea, la del cumplimiento de las medidas de protección, en la que se han empleado a fondo no solo los conductores, sino también el resto de trabajadores, oficinas, mecánicos y, muy especialmente, el personal de limpieza que se han tenido que emplear a fondo en la desinfección de los vehículos para garantizar la necesaria protección de los viajeros”, ha remarcado Antonio Arias.

Por Mayte Rodríguez López