Autocares NR Ruiz celebra sesenta años con un autocar diseñado por Agatha Ruiz de la Prada

El primer vehículo diseñado por Ágatha Ruiz de la Prada tiene sello cántabro, el de la empresa de transporte Autocares NR Ruiz, y fue presentado el 13 de abril en el Palacio de la Magdalena en el evento con el que la compañía celebra sus seis décadas de existencia.

La más reciente incorporación a la flota de la empresa que cuenta actualmente con 45 vehículos, y opera desde bases de la empresa en Santander, Ontaneda y Torrelavega, es un vehículo modelo Irizar i8, un vehículo inteligente, galardonado con el Premio Europeo Coach of the Year que concede un jurado compuesto por periodistas especializados de las revistas más prestigiosas del sector de 22 países. El jurado evalúa los atributos del vehículo y el alto valor añadido que ofrece.

Con la puesta en servicio del Irizar i8, un turismo de lujo para largo recorrido, líneas regulares y otros usos especiales, la empresa cántabra refuerza su oferta y se convierte en referente nacional al contar con el primer vehículo cuyo diseño lleva el sello de la Ágatha Ruiz de la Prada a quien la propuesta de la empresa le cogió por sorpresa.

Hasta la fecha, Ruiz de la Prada, cuya trayectoria fue reconocida el pasado año con el Premio Nacional de la Moda, ha diseñado ropa, zapatos, perfumes, relojes, revestimientos cerámicos, ropa para el hogar, papelería y muebles decorados, vestuario teatral, ropa para muñecas, uniformes, medias, gafas, tapicería, disfraces, accesorios y hasta etiquetas para botellas de vino, pero nunca antes había intervenido sobre un vehículo.

El resultado es un autocar exclusivo caracterizado por un diseño en el que resulta fácil reconocer el trazo de la diseñadora y tan colorista como el resto de sus creaciones pese a ser ésta la primera ocasión en su carrera en la que la creadora utiliza el color gris como parte de uno de sus diseños.

NR Ruiz celebra con la puesta en circulación de este vehículo los 60 años de una empresa familiar actualmente gestionada por la segunda generación y que nació del servicio de taxi operado por su fundador hace ahora seis décadas.

Con una flota de 45 vehículos con una edad media de 5 años, una plantilla de 50 trabajadores y una facturación estimada en tres millones de euros, la empresa basa su actividad en el transporte discrecional a escala nacional e internacional, gestionando 52 rutas escolares de Cantabria y los autobuses de transporte turístico en el interior de Cabárceno.

Consolidada como líder del servicio discrecional en Cantabria, Autocares NR Ruiz basa su estrategia de futuro en la innovación.

Por Mayte Rodríguez López